jueves, 25 de diciembre de 2008

Caminante no hay camino. La crisis de la realidad



En este mundo del engaño, construido a la medida de los dólares, las crisis de opereta del mundo económico, cuentos de hadas malas en los que el valor de lo real depende del cristal con que se mire, la ficción devora a la realidad sin compasión.

La credulidad institucionalizada toma el control de nuestra percepción y nuestra voluntad para llevar esta escuadra “invencible” a un puerto en la Suiza del valor ficticio.

La realidad del mundo, aquella que demarcan todas las ciencias físicas, sucumbe ante la metafísica manipuladora y “relativista” de las ciencias del poder.

En esta crisis de la realidad, los nuevos pobres extremos, los exiliados del paraiso de Peter Pan, los inmigrantes en paro, aquellos que a lo largo de los años han vivido de trabajos temporales en el campo y la construcción, emigran de pueblo en pueblo tal como los desheredados de la crisis americana del 29.

Como ellos viajan en escondidos en trenes con destino al paraíso de un Papá Noel gris sin pagar billete. Como sus parientes cercanos de la historia se calientan en vías y calles, en hogueras improvisadas, vestidos con los harapos de la esperanza dictada por un Maquiavelo creador de Diógenes salvajes en vías de extinción cual actores desquiciados en el gran teatro del reajuste social.

Desde el fondo del largo túnel de la insolidaridad, aquel que les aleja del sol que más calienta, observan un mundo que les deja atrás para encontrar un nuevo “equilibrio” sin futuro. Mientras, sus congéneres más afortunados, viven deslumbrados por la luz del nuevo paraíso de renuncia a la verdad cercana, donde el miedo de los grandes números produce ceguera voluntaria para las pérdidas inasumibles.

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde . Algunos nunca la han encontrado, viajan sin fin por el erial de la desesperanza, aquel cuyas rutas jamás reflejadas en un mapa les acerca cada día más a las flores del frio eterno. ¿Como perder lo que nunca se ha tenido?

Desde el calor de grupo del pelotón, sus congéneres temporalmente favorecidos por la fortuna, juegan a evitar la viajera línea imaginaria que les separa de la desesperación. En su huida hacia adelante buscan una cima que, cual cumbre de Sísifo de la cordura esquiva, parece estar siempre cerca y permanece siempre inalcanzable, como la seguridad en cualquier sueño del miedo al futuro.

Soñar un mundo irreal también es una opción de los caminos de la libertad pero..., recordemos que algunos sueños consumen el alma de los vencedores y el cuerpo de los vencidos. La compasión no forma parte del juego de la vida del animal que llevamos dentro y es una utopía del alma valiente en eterna caida libre sin asideros.

3 comentarios:

María dijo...

Yo también soy una auténtica soñadora, me encanta soñar, pero sobre todo que los sueños se cumplan, cuando están llenos de amor, paz y felicidad, espero que las cosas se arreglen muy pronto y que la crisis pase fugazmente sin hacer eco en nuestras vidas, pero creo que tenemos para largo.

Charly quiero hacerte una pregunta, es que yo enlacé el otro blog en mi nueva lista de blogs, porque como este lo tienes compartido con más personas no se que me parece enlazar éste y no el otro que es el tuyo, por eso quiero pedirte un consejo, ¿te parecería bien si dejo enlazado este blog en el mío en vez del otro? quiero saber tu opinión, sino lo dejo como está.

Espero que hayas pasado una feliz nochebuena, no sólo ese día sino para todos los días que sean felices para tí.

Un beso.

CharlyChip dijo...

Hola María, Aurora Virtual ha sido durante mucho tiempo mi principal blog personal (viene del nombre de mi hija) en diversos medios pero mis esfuerzos estan centrados ahora mismo en este proyecto colectivo que he creado con un grupo de lectores que hemos compartido espacio, opiniones, comentarios y sobre todo amistad dentro del diario QUE y otros medios.

La idea es un medio en el que quepan diversos temas, el encabezamiento lo dice todo.

Quizás en este momento representa mas mi actividad que el propio Aurora Virtual.

De todos modos ambos la representan.

Creo que quizas, en este momento, este sería el blog más adecuado para enlazar. De todos modos ambos estan enlazados entre si así que lo dejo a tu elección.

Las fiestas se han portado bien aunque quizás no tanto como otros años, en mi corazón siempre hay luz y sombra.

La luz es casi siempre la que visita el papel de bits donde coloreas la naturaleza humana con tu pluma de cristal porque un alma gemela de esa mitad luminosa es lo que allí encuentro.

Un beso

Beeril dijo...

Aquí no se sueña. De lo que se trata es vivir esos sueños, intentar por todos los medios que se hagan realidad.

Por cierto, yo ya enlacé a Observador Virtual desde hace meses en Irlhadia.
Saludos!