sábado, 24 de enero de 2009

Mucho ruido...

...y pocas nueces, es el mejor adjetivo que se encuentra en el refranero español para definir la situacion del Ministerio de Igualdad, capitaneado por Bibiana Aido. En plena crisis, cuando el Gobierno tendria que ser austero y gastar lo menos posible, pero esta demostrando que la crisis solo afecta al ciudadano de a pie, pero no a los politicos.

Ultimamente, el Gobierno esta gastando grandes cantidades de dinero en anuncios en prensa destinado a los inmigrantes. Pero estas campañas son totalmente contradictorias entre si; por una parte se invita a los inmigrantes a retornar voluntariamente a su pais, pero por otra se esta anunciando que se dan ayudas para la integracion en España de los inmigrantes. Entonces ¿en que quedamos? O se van o se quedan, pero gastar dinero tontamente no.

Pues lo grave de todo esto es que se esta intentado conseguir la igualdad entre españoles e inmigrantes, pero esta igualdad tiene un problema. El Ministerio de Igualdad promueve la igualdad entre nacionalidades, por decirlo de alguna manera; pero no promulga de la misma manera la igualdad entre mujeres españolas e inmigrantes, en concreto la igualdad con las mujeres arabes que sufren violencia consentida por su religion y a las que se les prohibe el acceso en las mezquitas españolas. ¿Es este el concepto de igualdad para Bibiana Aido?

Juzguen ustedes mismo y diganme si es esta la igualdad que nuestra Constitucion promueve.

4 comentarios:

María dijo...

Lo único que están haciendo es gastar el poco dinero que queda para nada, lo que realmente deberían hacer es SOLUCIONAR URGENTEMENTE EL PROBLEMA DEL PARO, esto se está acelerando y no se cómo terminará todo esto, NECESITAMOS MEDIDAS URGENTES, NECESITAMOS SOLUCIONES YA.

Un beso.

CharlyChip dijo...

Igualdad..., bonita palabra

Desde que necesita ministra pasa a engrosar la lista de los buenos propositos cuyo futuro se oculta tras una cortina de humo. Del mismo modo que se hace cuando se declara dia internacional de...

Es mas un reconocimiento de una verdad ineludible que de una voluntad de solución.

Los ministerios folcloricos cuadran la mar de bien con las ministras florero.

Seguro que si quisieran obtener igualdad podrian haber nombrado una ministra de trabajo, claro que como digo, nombrar un ministro/a no soluciona problemas. La voluntad de arreglar problemas es independiente del sexo de quien la tiene o del título que se le ponga a su actividad.

Un saludo Maria, Alberto

Domingo dijo...

Bibiana pilota un ministerio fantasma, sin competencias reales. Puro maquillaje arañavotos.

Kike dijo...

Hola comentas lo siguiente:
"Pues lo grave de todo esto es que se esta intentado conseguir la igualdad entre españoles e inmigrantes, pero esta igualdad tiene un problema. El Ministerio de Igualdad promueve la igualdad entre nacionalidades, por decirlo de alguna manera; pero no promulga de la misma manera la igualdad entre mujeres españolas e inmigrantes, en concreto la igualdad con las mujeres arabes que sufren violencia consentida por su religion y a las que se les prohibe el acceso en las mezquitas españolas. ¿Es este el concepto de igualdad para Bibiana Aido?".....
La igualdad a mí me parece genial que se intente conseguir pero si se quiere conseguir debería ser en todo y por lo tanto que estas pobres mujeres vivan con los derechos que tenemos todos los españoles y como están en España que sigan nuestras costumbres y no las de su país.Nosotros si fuéramos a sus países seguro que deberíamos amoldarnos y seguir sus costumbres por lo tanto ellos que hagan lo mismo que se adapten a todas las costumbres nuestras ,con todos nuestros derechos para todas ellas y que las dejen vivir en paz.

Saludos.