domingo, 15 de marzo de 2009

El hombre de los seis millones de deudas


El español de a pié, ese que solo existe para el estado en campaña electoral, en temporada de I.R.P.F..., ese que no come estadísticas y promesas sinó pan duro va camino de ser protagonista de serie televisiva de serie negra.

En tiempos pretéritos volaba nuestra imaginación hacia un futuro prometedor de avances, maravillas y sueños extraños un personaje: "El hombre de los seis millones de dólares".

Un ciudadano excepcional, parcheado por un estado "generoso" para seguir siendo útil... Luego de un accidente fatal, en el que perdia las piernas y un brazo, era reconstruido en un alarde ge "generosidad", de ingenieria y biología casadas en cuerpo de cobaya... Un superman manufacturado, un superheroe de carne, sangre, plástico y acero inoxidable...

Tal vez tengamos que llamar de nuevo al ingeniero de los sueños ciborgs para salvar al nuevo supereso, "El hombre de los seis millones de deudas".

Soy pesimista, no puedo evitarlo, es mi naturaleza o tal vez es la expriencia lo que me hace desconfiar de lo que se puede esperar de la naturaleza humana pero... ¿Qué podemos hacer nosotros? Tal vez tengamos que empezar a dar pequeños pasos hacia otro futuro... Quizás debamos empezar a pensar de modo independiente.

El estado, su hermano mayor la organizacion supranacional, la O.N.U que dicen es su gran hermano político, el gran hermano económico multicéfalo sin nombre ni patria... Todos ellos cuidan de su propio trasero, nos sueltan las migajas y nos venden un desarrollo mediocre cuyo fundamento y destino nos engorda más la imaginacion programada por la propaganda que el estómago.

¿Quién cuidará pues de nosotros...? Creo que solo nosotros mismos...

Al fin solos... Hora es pues de organizarnos, tal vez tenga que ser dentro del tablero que nos han puesto pero.... ¿Acaso ha de ser con sus reglas..., sus fines...? No tiene por que ser así

Hemos de tomar iniciativas--- >>>
  • Asociaciones de parados.
  • Cooperativas.
  • Bancos de tiempo.
  • Organizaciones vecinales.
  • .....
Creo que los límites de lo que podemos hacer solo los puede marcar nuestra imaginación e iniciativa. Tenemos capacidad para vivir en este teatro por y para nuestros propios fines de hombres, que no súbditos ni sujetos pasivos y sometidos del estado.

Tal vez los grandes hermanos de la política y la economía pretendan controlarnos y dirigirnos hacia sus intereses pero no estamos obligados a seguir su juego, de nuestra parte está la fuerza del número, la fuerza de la razón,.... Nuestra fortaleza es el número, nuestra debilidad el individualismo y el egoismo. En tu mano está sumar o restar, tu puedes... Tal vez un político pueda decirlo como una frase bonita, pero quien ha de hacer el trabajo sucio somos, como siempre, nosotros...

La red permite establecer lazos de comunicacion, la calle es nuestro taller de prácticas...

En la arena de este circo nos vemos, con la pluma, con la espada o la azada en riste...

7 comentarios:

Domingo dijo...

La inercia del sistema, montado de tal manera que ahoga el músculo cívico, hace muy difícil la articulación ciudadana en torno a la defensa de sus intereses. Creo en la acción local, en la acción contextualizada y concreta, pero no así en una gran coalición que trascienda, por así decirlo, las calles de nuestro barrio. Falta formación y evolución democrática para llevar lo que planteas del papel a la práctica.

CharlyChip dijo...

La posibilidad existe Domigo, aunque no sea facil, nosotros mismos compartiendo la palabra somos ejemplo de ello.

Otras gentes desde la iniciativa particular, desde los medios gratuitos han dado pasos que unas veces han tenido continuidad, otras no...

Mira por ejemplo las asociaciones de parados y otras causas que se dan a conocer desde QUE por ejemplo. A menudo llevan a acciones concretas.

Lo que hace falta son ideas, gente con formación para dar los pasos legales correspondientes, coordinacion de iniciativas similares...

Creo que muchos queremos hacer algo, a veces nos faltan vias de confianza, o se nos exige compromiso excesivo para el tiempo o medios que podemos aportar, pero ganas no faltan.

Solo hay que dar la oportunidad y la difusión.

Este puede ser uno de tantos foros donde surgan iniciativas.

María dijo...

Debemos cuidar cada uno de nosotros mismos, y empezar a hacer algo en este tiempo actual deprimente de crisis.

Saludos.

Marinel dijo...

Yo, creo que cada vez estamos más indefensos ante esta crisis devastadora. Me niego muchas veces a ser pusilánime,pero es que no se ve ninguna salida y los gobernantes que tenemos son un absoluto fracaso,los otros una absoluta vergüenza y así, el fufutro se presenta nefasto...
Cuidarnos nosotros,sí,pero tendremos medios para hacerlo???
Besos.

CharlyChip dijo...

María, me guataría contar contigo en el equipo de O.V., no tengo máil en tu perfil para enviarte invitación así que me toca dirigirme a ti por este medio. Si te apetece incorporarte a nuestro equipo y aportar contenidos en el estilo y temas que te gusten creo que sabes que eres bienvenida cuando tu quieras. Solo hace falta que te pongas en contacto conmigo en numerocero@gmail.com para que te pueda enviar invitación a tu mail.

Un beso

María dijo...

Muchas gracias Charly, por avisarme a través de mi blog, y en cuanto he visto tu huella, he venido aquí a leerte, y yo te agradezco mucho el que hayas tenido el detalle de invitarme a que me incorpore en el equipo, gracias por la gentileza que has tenido en pensar en mí. Ahora mismo paso a contestarte por email.

Un beso.

Andrés Paredes dijo...

Hola
Entre un viaje relámpago a Valencia y unos proyectos he estado un poco apartado de O.V.
Doy la bienvenida a las nuevas incorporaciones y pido disculpas a los/as veteranos/as por no poder comentar los post como se merecen
Un saludo.

Charly se agradecen enormemente las visitas ;-)