jueves, 2 de abril de 2009

"Máscaras que hieren"


Hoy, no he podido evitar que mis lágrimas cayeran de mis ojos, me produce una enorme tristeza que haya personas que parezcan que no tienen sentimientos, como si para ellos, el mundo no fuera con ellos, que vivieran sólo para su propio mundo egoístamente, y a la vez, con sus palabras y miradas hirientes como puñales atravesaran y rasgaran el corazón de los demás, y me pregunto ... ¿cómo pueden llegar a sentir tanta frialdad ante los demás? ¿cómo pueden desprender y transmitir tanta crudeza en sus sentimientos?, jamás lograré comprender el por qué utilizan esa máscara que les sirve de escudo, para intentar aparentar, lo que, quizá, no sean, y a la vez, utilicen esa máscara como una espada, para dañar con sus palabras y sus miradas a otras personas, como sino tuvieran corazón, o como si lo tuvieran congelado.

Es lamentable y muy triste que los más fuertes aplasten a los más débiles, y que los más grandes presionen a los más pequeños, utlizándonos como marionetas, pudiéndonos manejar a su antojo y semejanza, cuando, en realidad, todos somos personas iguales con los mismos derechos que los demás, pero sobre todo, con los mismos valores y sentimientos humanos.



12 comentarios:

CharlyChip dijo...

"A veces María uno necesita apartar a un lado el pasado, construir un muro para ser capaz de dar una oportunidad al presente, para ser capaz de conservar la fe en el futuro...

Afortunado quien no siente esa desagradable necesidad porque arbol sin raices siempre se siente a merced del viento"

Podría decir mil cosas, pero creo que lo que siempre te envío es lo mas grande que puedo enviarte en cualquier momento, un beso. Da mucho más que mil palabras.

Por aquí estaré

Marinel dijo...

María, por desgracia la vida es así, y existen seres indefensos y prepotentes y sin escrúpulos...
El grande pisa al pequeño, y así día tras día a lo largo de la existencia.
Pero hay ocasiones en que los pequeños, los indefensos, deben levantarse fuertes y volverse hastiados de recibir siempre...
Ánimo amiga, no se puede cambiar el mundo,pero sí intentar hacerlo mejor sin que tengamos que soportar tanto desdén...
Muchos besos.

eva luciérnagas y zarzamora dijo...

Me quedé muda. Pero, pensé en la historia de David y Goliath y entonces, me dije que todo tal vez no estaba ni tan perdido.

Un beso, y gracias por tu paso por mi blog.
Hasta pronto.

Julio dijo...

Precisamente María, esas personas carecen de valores y sentimientos, nunca dejan sus mascaras, el único consuelo es que están vacías y no lo saben.
Tiene razón Charly hay que dar una oportunidad al futuro.
Un abrazo

Fernando Pagán dijo...

Desde que el mundo es mundo, detrás de un dirigente hay otros dirigidos.
A veces los dirigentes utilizan sus máscaras para que no adivinemos su realidad, su propio interior que en algunas veces está vacio de valores.
Un abrazo.

Domingo dijo...

Vivimos rodeados de psicópatas emocionales y descubrirlos a tiempo, antes de que nos hieran, es fundamental.

María dijo...

Muchas gracias, Charlychip.

A veces, cuando nuestro presente se presenta duro, miramos para atrás y nos damos cuenta de que el pasado era más sencillo, más seguro, y más estable, actualmente, entre la incertidumbre de la crisis, hace que muchas personas utilicen la crisis como medio de arma para presionarnos, y eso es realmente muy duro para quién lo está sintiendo y viviendo así.

Un beso.

María dijo...

Muchas gracias, Marinel, por tus palabras.

Pero es triste que los fuertes se aprovechen de los más débiles, y más ahora, como acabo de comentarle a Charlychip, que están utilizando la crisis como arma para presionarnos.

Un beso, y gracias, de nuevo, Marinel.

María dijo...

Hola, Eva Luciérnagas y Zarzamora:

Muchas gracias por visitar este rincón, muy agradecida, y también por dejar tu bonita huella.

Un beso.

María dijo...

Hola, Julio:

No sólo están vacías de sentimientos esas personas, sino que, hacen mucho daño con sus palabras a los demás, exteriorizando sentimientos negativos, y eso es mucho peor, porque si ellos carecen de valores humanos, que respeten por lo menos al prójimo.

Un beso.

María dijo...

Hola, Fernando Pagán, encantada de tu visita y tu huella.

Y decirte que estoy totalmente de acuerdo con lo que dices, de que detrás de los dirigidos está el dirigente, que es el que maneja a los demás, y ese dirigido sea una marioneta como los demás, pero precisamente este dirigido debería darse cuenta mucho más de todo ello porque él sería también una marioneta en este mundo de títeres y tratar como a personas a las personas.

Me encantó tu comentario.

Un beso.

María dijo...

Hola, Domingo:

También pienso que diste en el clavo con tu comentario.

Detrás de muchas personas hay máscaras ocultas, se que en el fondo de las personas que parecen duras y que no tienen sentimientos, quizá albergue un pedacito de corazón oculto, porque no puede ser que tengan sus sentimientos tan duros y crueles.

Un beso.